Saludo de las autoridades del gobierno corporativo del Instituto Nicaragüense de Seguros y Reaseguros (INISER))

En el contexto de los daños causados por el terremoto de Managua de 1972, nace el 16 de octubre de 1979 el Instituto Nicaragüense de Seguros y Reaseguros (INISER), conforme Decreto de Nacionalización No.107 de la Junta de Gobierno de Reconstrucción Nacional, a fin de garantizar la protección de los intereses de los asegurados y la continuidad de la actividad aseguradora en Nicaragua.

INISER asumió la misión histórica de hacer llegar los beneficios del seguro a todos los sectores socioeconómicos del país, con criterios de servicio y de satisfacción real y efectiva de sus necesidades de protección, compensando de manera oportuna pérdidas ocasionadas por siniestros, captando recursos monetarios para canalizarlos a través del sistema financiero a los programas de desarrollo nacional, velando siempre por la rentabilidad y seguridad de las inversiones, promocionando de manera simultánea una cultura de seguros y el avance de las ciencias aseguradoras en sus aplicaciones a la realidad de Nicaragua.

A partir de 1990 se produjo un cambio radical del contexto, determinado por los Planes de Ajuste Estructural Macroeconómicos pactados por los organismos internacionales con las tres administraciones que gobernaron Nicaragua de 1990 al 2006. En 1996 la reforma a la Ley General de Instituciones de Seguro (Ley 227), marcó el inicio de un nuevo ciclo de desarrollo de la actividad aseguradora en Nicaragua, finalizando el monopolio del mercado de seguros, dando lugar a la creación de compañías privadas de seguro y estimulando un nuevo escenario de libre competencia empresarial. En ese período, INISER experimentó su más dura prueba.